No dejes de contemplar la majestuosidad del cóndor andino

El ave carroñera más grande de América del Sur es recordada este viernes en Ecuador

Es tan solo elevar la mirada al cielo para comenzar a maravillarse con su enorme presencia en medio de las montañas. Los más privilegiados, en este caso, son los habitantes de la zona de los Andes, en América del Sur.

Apreciar el vuelo de esta ave, de enormes alas, tamaño sorprendente y de color negro predominante, puede llegar a ser una de las mejores experiencias que puede tener los amantes de la naturaleza.

Pero además es un ave longeva y para volar con semejante carga suele elegir momentos de reposo entre los huecos de las elevaciones. Al mismo tiempo, su función para la conservación del ecosistema, debido a que es un ave carroñera y procesadora de desperdicios, es más que fundamental.

“Es similar a la que los recolectores de basura cumplen en la ciudad. Sin este servicio, la descomposición podría demorar muchos días y ser un foco de infección”, explica el ornitólogo Juan Carrión en diálogo con El Telégrafo.

Este 7 de julio se celebra en Ecuador el Día Nacional del Cóndor Andino (su imagen forma parte del escudo de este país) y representa una excelente ocasión para contemplar a través de su majestuosidad la belleza de la Creación.

En base a un censo realizado en el año 2015 en ese país, se estimaba que la población de esta especie llegaba a poco más de 100 individuos (en estado silvestre). Mientras tanto, otros 20 ejemplares estaban a manos de humanos para su cuidado luego de ser rescatados.

“La mayor parte de los cóndores que están en estos espacios fueron rescatados y presentaban heridas, producto de perdigones”, expresó Carrión.

Si bien últimamente se han realizado varias liberaciones, en el país la cacería de esta ave está prohibida. Incluso, a través del Ministerio del Ambiente se ha lanzado una estrategia de conservación.

La Reserva Ecológica de Antisina es uno de los lugres con mayor presencia de esta población.

“La mayor parte de las áreas de alimentación o dormideros de los cóndores, en el 75%, se encuentra en las áreas privadas y el 25% en los espacios protegidos por el Estado, lo que implica la urgencia de proteger al ave en estos espacios”, precisa Hernán Vargas, investigador científico del Fondo Peregrino del Grupo Cóndor, reproduce El Telégrafo.

Pero en América del Sur su presencia también es protagónica y llega a ocupar un rol hasta simbólico en varios de sus países. Por ejemplo, presente en varios escudos de armas como de Bolivia, Chile y Colombia, entre otros lugares e instituciones, donde se pretende trasmitir a través de su representación un ejemplo de fuerza, grandeza y libertad.  

Hoy es un gran día para recordar al cóndor andino. Pero también para tener presente que emblemática especie está en peligro de extinción. No nos quedemos indiferentes. “Laudato Sí”.

Con información de El Telégrafo 

Let’s block ads! (Why?)

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s