2 cortas oraciones para unas largas vacaciones de verano

San Ignacio y san Cristóbal pueden ayudarnos a hacer de esta estación un tiempo divertido y fructífero

Las vacaciones de verano son preciadas tanto por estudiantes como por profesores de todas las edades, con sus despertares tardíos, relajadas noches y largos días de diversión con amigos y familiares. También debería ser un tiempo para profundizar la vida de oración de cada uno.

Reflexionando sobre este tema, el papa Francisco declaró en un tuit del año pasado que “las vacaciones ofrecen un tiempo para descansar y recuperar el espíritu, sobre todo a través de una lectura más calmada de los Evangelios”.

Para este aspecto de las vacaciones veraniegas podemos contar con un poderoso intercesor como san Ignacio de Loyola. Es conocido como el santo patrón de los retiros y compuso una breve oración cuyo propósito original era acompañar a los que se retiraban. Es una oración apropiada para rezar todos los días de las vacaciones, recordándonos así nuestra necesidad de permanecer abiertos a la voluntad de Dios.

Tomad, Señor, y recibid toda mi libertad, mi memoria, mi entendimiento y toda mi voluntad; todo mi haber y mi poseer. Vos me disteis; a Vos, Señor, lo torno. Todo es Vuestro: disponed de ello según Vuestra Voluntad. Dadme Vuestro Amor y Gracia, que éstas me bastan. Amén.

Las vacaciones veraniegas también son un momento para viajar y por ello se invoca tradicionalmente a san Cristóbal. Aquí hay una oración especial para su intercesión, que a menudo se llama “Oración del conductor”.

Dame Señor mano firme y mirada vigilante para que a mi paso no cause daño a nadie. A ti, Señor, que das la vida y la conservas, suplico humildemente, guardes hoy la mía en todo instante. Libra Señor, a quienes me acompañan, de todo mal: choque, enfermedad, incendio o accidente. Enséñame a hacer uso también de mi coche para remedio de las necesidades ajenas. Haz en fin, Señor, que no me arrastre el vértigo de la velocidad y que, admirando la hermosura de este mundo, logre seguir y terminar mi camino con toda felicidad. Te lo pido, Señor, por los méritos e intercesión de san Cristóbal, nuestro gran patrono. Amén.

¡Con estas dos breves oraciones a mano en tu bolsillo, sin duda tendrás un descanso veraniego fructífero (y seguro)!

Let’s block ads! (Why?)

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s