Las carteras más icónicas de la Historia de la Moda (1)

Wen Cheng Liu – Roland Godefroy

Son bellas y deseadas, pero ¿sabes de dónde vienen?

1. Birkin de Hermès

Este bolso (al que la serie Sex & The City hasta le dedicó todo un episodio) recibe su nombre por la actriz y cantante inglesa Jane Birkin. Ella se encontraba en un vuelo justo al lado del asiento del entonces presidente de la marca, Jean-Louis Dumas.

Durante el trayecto, a ella se le cayeron varios de los objetos personales que llevaba en su cartera y se quejó en voz alta que no existía un modelo adecuado para meter todas sus cosas. Dumas entendió la indirecta y le prometió que no sólo haría un diseño lo suficientemente grande sino también bonito para que pudiera estar tranquila… y así lo hizo en 1984.

Sin embargo, desde el 2015 la artista le ha pedido a la firma que retire su nombre de este modelo, luego de enterarse del trato cruel que practican a los cocodrilos para usar su piel en su fabricación.

2. Chanel 2.55

Coco Chanel fue una visionaria en su época y siempre se caracterizó por desafiar las reglas de la sociedad para hacer más cómoda la vida de la mujer. Su idea con la 2.55 hoy parece simple pero en su época fue totalmente revolucionaria: agregar una cadena a los clásicos clutch de noche de manera que las mujeres pudieran tener las dos manos libres durante cualquier evento social.

andersphoto / Shutterstock.com

En cuanto a su icónico acolchado, está inspirado en las chaquetas de los jockeys.

3. Lariat de Balenciaga

Esta cartera inspirada en el mundo del motociclismo se empezó a producir en el 2001; sin embargo, se ha convertido en un must-have de las fashionistas (y los fabricantes de réplicas). Lo más curioso es que la dirección creativa de la marca estuvo a punto de no sacarla al mercado por considerar que “no era lo suficientemente rígida”. Hoy en día, se sacan nuevas versiones cada temporada pero conservando su esencia original.

Riina

4. Bamboo de Gucci

La primera cartera de esta serie fue fabricada en 1947, justo después de la Segunda Guerra Mundial, y sus asas de bambú (importado de Japón), lejos de ser una mera innovación en el diseño, también correspondía a la crisis de los materiales tradicionales.

andersphoto / Shutterstock.com

Décadas después, el bambú se convirtió en un elemento propio de esta firma italiana y comenzaron también a imprimir dibujos de esta planta en bufandas y hasta hacer joyería fina.

5. Lady Dior

¿Lady Dior o Lady D? ¡Pues ambas! En septiembre de 1995, la Primera Dama de Francia, Bernadette Chirac, le regaló a la Princesa Diana de Gales una cartera Dior de un cuero acolchado (inspirado en el patrón de las sillas de Napoleón III usadas en el primer desfile de Christian Dior en 1947) con un charm con la inicial de su nombre. A Diana le fascinó su regalo y fue fotografiada usándola en múltiples ocasiones, por lo que la firma francesa decidió bautizarla Lady Dior en su honor.

Wikimedia – CC

Let’s block ads! (Why?)

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s